El PSOE de Jimena, en contra del convenio de segregación de Tesorillo

153
Fachada del Ayuntamiento de Jimena. Imagen de archivo.

El Partido Socialista de Jimena se ha mostrado en contra del convenio de segregación alcanzado entre los Ayuntamientos de Jimena de la Frontera y San Martín del Tesorillo y anuncia que votará en contra de este documento en el próximo pleno. Para la portavoz del grupo socialista de Jimena, Jessica Barea, este convenio “llega tarde y mal. Tarde porque el plazo legal era de tres meses tras la segregación y han pasado más de dos años, y mal porque entendemos que no se ha luchado por los derechos de Jimena, Ayuntamiento matriz, como se debería. Somos claramente los más perjudicados”, señala.

En este sentido, el PSOE de Jimena muestra “su indignación” por el acuerdo alcanzado entre ambos Ayuntamientos y explica a la ciudadanía, a través de un comunicado, el porqué de su negativa a este convenio. “En la cláusula primera, ‘Contenido económico’, encontramos el reconocimiento de una deuda con Tesorillo de 1.039.215,63 euros y la forma de pago de la misma. En lo que no estamos de acuerdo es que no se hable de la deuda municipal y su reparto proporcional al número de habitantes de cada núcleo. Entendemos que si San Martín del Tesorillo hasta prácticamente finales de 2018 era parte de este municipio, también le corresponde parte de la deuda municipal hasta esa fecha, a pesar de no tener datos exactos, ya que tras un año solicitando información sobre la deuda municipal desde el grupo socialista, aún no hemos tenido respuesta”.

“Entendemos que es injusto para nuestro pueblo este acuerdo y no entendemos que el equipo de gobierno de Izquierda Unida, y su alcalde Fran Gómez, hayan aceptado en la fase de negociación un acuerdo que claramente nos perjudica. En cuanto a la transparencia y participación de la corporación municipal, legítimos representantes del pueblo, se resume a una sola Junta de Portavoces en más de dos años, en la que se nos traslada un borrador de convenio que es el que se lleva al pleno de este jueves 21 de enero, y a una llamada telefónica horas antes del mismo para enseñarnos otros documentos nuevos. Por tanto, al no estar de acuerdo en el contenido, no haber tenido participación ni acceso a parte de la información hasta unas semanas, e incluso horas, antes del pleno, no podemos más que oponernos a este acuerdo de tanta relevancia para nuestro municipio”, concluyen.