Jimena cierra todas las instalaciones municipales y extremará los controles

285
Fachada del Ayuntamiento de Jimena.

El Ayuntamiento de Jimena de la Frontera ha emitido hoy un bando con medidas preventivas para frenar la pandemia del coronavirus, que incluye el cierre de todas las instalaciones municipales, lo que supone la suspensión de mercadillos, el cierre del Castillo Forteleza y la suspensión de actividades deportivas, culturales y turísticas que afectan a todo el municipio.

El Área de Sanidad y el Área de Seguridad Ciudadana, “ante la grave situación actual de propagación del virus” en Jimena, ha acordado tomar unas serie de medidas para prevenir nuevos contagios. Clausura “todas las instalaciones municipales tanto para actividades organizadas por el Ayuntamiento como por colectivos privados”. Esta medida supone la suspensión de mercadillos, actividades deportivas, culturales y turísticas en los tres núcleos del municipio. Por consiguiente, el cierre de las siguientes instalaciones: pistas de pádel, pistas de tenis, campo de fútbol, bibliotecas, casas de la cultura, sedes municipales cedidas a colectivos, oficina de turismo en el Ayuntamiento y en la Iglesia de la Misericordia y Castillo. Igualmente, se mantiene el cierre de otras inmediaciones del municipio como Parques infantiles y Pabellones Municipales de Deportes.

El Ayuntamiento también prohibe cualquier tipo de actividad que congregue a más de seis personas en espacios públicos. Por parte de las Fuerzas de Seguridad se extremarán los controles para asegurar el cumplimiento del cierre perimetral, así como en aforos y distancias de seguridad en establecimientos locales.

Por último, se recomienda a los vecinos el confinamiento voluntario, saliendo de los domicilios exclusivamente para realizar actividades esenciales. Estas medidas se aplicarán a partir de este momento hasta el próximo 1 de febrero, con posibles alteraciones según evolucionen los casos diagnosticados en el municipio. La atención a la ciudadanía durante este periodo se realizará prioritariamente de forma telefónica y telemática, en la medida de lo posible. Se ruega la colaboración ciudadana ante comportamientos incívicos y el no cumplimiento de las normas sanitarias establecidas por el Gobierno Central y el Autonómico.