El Ayuntamiento homenajeará a la última corporación democrática de la II República

0
75

La corporación municipal de Jimena de la Frontera celebrará el próximo domingo varios actos para rememorar la proclamación de la II República, en colaboración con el Foro por la Memoria del Campo de Gibraltar. Así, el Ayuntamiento reconocerá a la última corporación democrática del Ayuntamiento de Jimena, y funcionarios, cuyos miembros fueron represaliados durante la Guerra Civil, unos con el exilio y la prisión y otros con la muerte ante un pelotón de fusilamiento.

Con este acto, que consiste en la instalación de una placa en el interior del Ayuntamiento
con sus nombres, se cumple el acuerdo plenario del pasado 17 de enero, a propuesta del
grupo municipal socialista. Se espera la asistencia de toda la corporación, así como los
familiares y descendientes de los homenajeados.

Antes del acto en el Ayuntamiento, a las 11:00, se realizará un homenaje a las víctimas del franquismo en la Cruz Blanca, donde se leerá un manifiesto. A las 12:00, un nuevo homenaje se realizará en el cementerio municipal del castillo, con una ofrenda floral en el monolito en hornor a los fusilados. Finalmente, se ha previsto un almuerzo de fraternidad republicana en la Casa Verde, alrededor de las 14:00 horas.

Los representantes políticos de esta convulsa época se enumeran en el libro del historiador
e investigador, José Manuel Algarbani ‘Y Jimena se vistió de negro’. Los miembros de la
Comisión Gestora según estos estudios fueron Cristóbal Vera Saraiva, como alcalde;
Guillermo Ortega Durán, como vicepresidente; José Sánchez Carrión; Antonio Marina
Gutiérrez; Juan Roldán Fernández; Andrés Jiménez Rondán; Pedro Quirós Barranco; José
Díaz Herrera, fusilado en el cementerio el 15 de febrero de 1937; y José Linares Ortigosa,
fusilado en el cementerio el 25 de febrero de 1937 y que sustituyó a Guillermo Ortega, tras
dimitir el 13 de junio de 1936.Además, se incluyen en la lista, el secretario, Francisco Corbacho Sánchez; y el interventor, Calixto Barea Narváez.

La mayoría de los miembros de esta comisión vivieron en el exilio. Es el caso del alcalde,
Cristóbal Vera, que se exilió a Londres a través de Gibraltar. Vera era arriero en Jimena y
junto con la mercancía traía las noticias y las cartas a los vecinos. De ideología anarquista,
volvió con la actual democracia a Jimena donde acudió a diferentes actos con compañeros.
Murió en Londres.

Por su parte, Guillermo Ortega era médico y procedía de una larga saga familiar. Ejerció la
profesión en Jimena como primer destino y único con plaza de facultativo rural de
asistencia pública y domiciliaria.

Fue la persona más sobresaliente en la política local desde los últimos años de la Dictadura
de Primo de Rivera hasta su abandono del pueblo, el 28 de septiembre de 1936. Tras un
periplo por varias ciudades como Málaga, Granada y Alicante, huyó a Tánger y
posteriormente a Francia.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here